Google+ Badge

martes, 1 de julio de 2014

Espasmo muscular, Contractura muscular

 


En la practica clínica habitualmente utilizamos ambos términos en forma indistinta: (Espasmo muscular vs. Contractura muscular).
Parece que son Sinónimos más no es así...

Si alguien despierta por la mañana y después de algunas horas de dormir en una posición inadecuada, puede ser que despierte con limitación a la movilidad del cuello, dolor y seguramente una posición distinta del cuello.
La gente frecuentemente dice tienes una CONTRACTURA MUSCULAR. Pero no es así.

Otro ejemplo: Alguien va manejando, recibe un choque por la parte posterior del vehículo, con un mecanismo de latigazo, a las horas comienza con dolor en cuello y limitación en su movilidad.

Una vez más se dice tiene CONTRACTURA MUSCULAR. Pero no es así.



VEAMOS PUES LAS DIFERENCIAS.
Espasmo muscular: Es una contracción muscular involuntaria y sostenida (Músculo normal o con leve inflamación) 
Contractura muscular: Acortamiento anormal del musculo donde se pierde su propiedades contráctiles y de elasticidad (Músculo anormal: Fibras musculares normales sustituidas por grasa o tejido fibroso)

Espasmo muscular: Duele todo el tiempo: A la palpación, a la movilidad y al estiramiento.
Contractura muscular: Realmente no duele, excepto cuando se estira.

Espasmo muscular: El arco de movilidad pasivo es completo, pese a que duele el arco de movilidad se puede completar.
Contractura muscular: El arco de movilidad esta limitado.

Espasmo muscular: No se mide, debido a que la movilidad es completa.
Contractura muscular: Debido a que limita la movilidad, con un goniómetro o una cinta métrica se puede medir el grado de contractura muscular.

Espasmo muscular: Es más fácil de tratar.  En las primeras 24 horas se puede aplicar frío, al segundo día contrastes y a partir del tercer día calor. Conforme vaya cediendo el dolor se debe ir dando movilidad pasiva a tolerancia del paciente.
Se puede combinar con una corriente con frecuencia relajante como interferenciales de 20-80 Hz.
Contractura muscular: Más compleja de tratar. Se aplica calor, estiramiento sostenidos a tolerancia del paciente y frío al final del estiramiento. Es importante conocer la causa de la contractura, si esta es debida a la espasticidad, entonces es básico también tratar la causa (espasticidad).

Un ESPASMO MUSCULAR mal tratado, crónico, no resuelto nos llevará inevitablemente a una CONTRACTURA MUSCULAR.     


Dr. Salvador Rodríguez Becerra.
Médico Especialista en Rehabilitación.
Universidad de Guadalajara.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario